ETERNOS CAÍN Y ABEL

Caín reaparece en cualquier lado
cumpliendo con el bíblico papel
y se lanza furioso sobre Abel,
por causa de los genes que ha heredado.

Es la reminiscencia de un pasado
que sale, pues lo lleva a flor de piel
viviendo en una lucha sin cuartel,
pues le tiene la envidia obnubilado.

Nunca se acabarán estas contiendas,
porque malos y buenos siempre habrá
en el mundo, por mucho que se escriba

diciendo que la paz lleve las riendas,
pero seguramente ganará
la guerra y lo demás, gastar saliva.

El hombre a la deriva
se encuentra y es por culpa de que tiene
tendencia a pelear, si le conviene.

 

Acerca de cristinovidal

Jubilado, toledano y residente en Madrid. Escribo poesía por entretenimiento.
Esta entrada fue publicada en POESIA. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s