CALA MÁS LA AMARGURA

Dime si no es amor esto que siento,
mezcla de penas, muchas y alegría
también y que se turnan cada día
girando de la dicha hasta el tormento,

para volver de nuevo en un momento
a dejarme en los labios la ambrosía,
tapando el sufrimiento que tenía,
girando cual veleta con el viento.

Si acaso fuera así, bendito venga,
aunque diré también que noramala,
porque me ha hecho llegar a la locura

y aunque gran cantidad de dicha tenga,
no va a la zaga la desdicha y cala
más fuerte el sinsabor de la amargura.

Acerca de cristinovidal

Jubilado, toledano y residente en Madrid. Escribo poesía por entretenimiento.
Esta entrada fue publicada en POESIA. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s