HAY QUE PENSAR EN EL FUTURO

La señora que ves caminar temblorosa
con la mirada opaca, con el ceño fruncido,
fue en épocas pasadas bocado perseguido
por mucha gente rica, por demás caprichosa.

Tuvo cara de ángel y una figura hermosa
y en las reuniones era de lo más divertido,
causando admiración por lo desinhibido
de su conversación y palabra verbosa.

Rodeábanla siempre tantos admiradores
que no se decidió a dar el sí a cualquiera,
pues estaba segura de que en cualquier momento

podría decidir a quién dar sus amores,
pero tanto esperó que se quedó soltera
y en los últimos años es ya un puro lamento.

Anuncios

Acerca de cristinovidal

Jubilado, toledano y residente en Madrid. Escribo poesía por entretenimiento.
Esta entrada fue publicada en POESIA. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s